Thursday, March 30, 2006

 
SIDA-ESTADOS UNIDOS:
Mucha fe, pocos condones



OAKLAND, Estados Unidos, mar (IPS) - La política del presidente de Estados Unidos, George W. Bush, para combatir el sida en países pobres dedica muchos millones de dólares a organizaciones religiosas que predican la abstinencia y se olvidan de los condones.

Este mes, Bush reconoció el trabajo de la federal Agencia de Estados Unidos para el Desarrollo Internacional (Usaid, por sus siglas en inglés) con organizaciones cristianas, durante la Segunda Conferencia Nacional de Iniciativas Comunitarias y de Origen Religioso, en la Casa Blanca.
La Usaid distribuyó 591 millones de dólares a organizaciones de origen religioso el año pasado, una asistencia sólo superada por la del Departamento de Salud y Servicios Humanos, según un comunicado de la Casa Blanca.
La iniciativa de origen religioso impuesta por Bush al comenzar su primer mandato en 2001 es criticada por los defensores de la separación entre Iglesia y Estado, pero sobre todo por expertos y activistas contra el sida (síndrome de inmunodeficiencia adquirida).
Bush defendió esa asistencia de Usaid pues "debe seguir llegando a los programas que trabajan con la fe para asegurarnos de que nuestra misión compasiva llegue a todo el mundo".
Además del dinero que entrega Usaid, las organizaciones religiosas de Estados Unidos recibieron cientos de millones de dólares adicionales para su trabajo dentro y fuera de fronteras.
Según el periódico Christian Science Monitor, el llamado del presidente a reforzar las fuerzas de paz extranjeras en la región sudanesa de Darfur fue un ejemplo de cómo "en pocos años las organizaciones e iglesias cristianas conservadoras ampliaron su activismo político nacional hacia los asuntos extranjeros".
Durante varios años, entidades cristianas como Catholic Relief Services (Servicios Católicos de Ayuda), el Ejército de Salvación y World Vision (Visión Mundial), han tomado parte en numerosos programas sobre sida en África y Asia.
Desde que comenzó a operar la iniciativa religiosa de Bush, grupos cristianos con una agenda política conservadora bien definida ocuparon un papel importante en el combate del sida.
Convencer a la administración de Bush de que se comprometiera en la crisis humanitaria de Darfur no llegó a despertar tanta polémica como el acceso de los conservadores cristianos a los muy codiciados 15.000 millones de dólares del Plan de Emergencia para el Alivio del Sida.

Esto equivale a "mil millones de dólares para programas no probados de abstinencia sexual", aclaró Esther Kaplan, editora adjunta de la revista sobre sida POZ, y autora de "With God on Their Side: George W. Bush and the Christian Right" (Con Dios de su lado: George W. Bush y la Derecha Cristiana). Lea más en IPS por Bill Berkowitz

Imagem: Sida-di-Orlando-y-Rinaldo
Comments: Post a Comment

Links to this post:

Create a Link



<< Home

This page is powered by Blogger. Isn't yours?

free web tracker
referer referrer referers referrers http_referer