Sunday, February 03, 2008

 
Las parejas gays no son menos estables

El Tribunal de Europeo de Derechos Humanos, con sede en Estrasburgo, acaba de condenar a Francia por haber impedido a una lesbiana que vivía en pareja adoptar a un niño. Esta sentencia sin precedentes, que sentará jurisprudencia, considera que dicha mujer fue víctima de discriminación.
Con pocos días de diferencia, la revista Developmental Psychology publicaba dos estudios que avalan la estabilidad de las relaciones entre personas del mismo sexo.
La principal conclusión de ambos trabajos es que las parejas homosexuales están tan comprometidas en términos románticos como las heterosexuales. Los investigadores de las universidades de Washington e Illinois (EEUU) aseguran que sus hallazgos echan por tierra la creencia de que las uniones gays no son tan saludables desde el punto de vista psicológico.
En uno de los estudios se compararon distintos tipos de parejas, del mismo o de diferente sexo, prestando especial atención a las interacciones positivas que fortalecen un desarrollo adulto sano. No se observaron grandes divergencias, pero los científicos hacen una pequeña puntualización: «Generalmente, tanto hombres como mujeres homosexuales no diferían en su compromiso ni en su forma de interactuar entre ellos en comparación con los heterosexuales, pero detectamos una cierta tendencia entre las parejas de lesbianas a resolver de forma más eficaz los conflictos».
En la segunda investigación se examinó tanto la orientación sexual como el estatus legal. De nuevo, tampoco se pudieron establecer distinciones relevantes en función del género. Las parejas residían en Vermont (EEUU), donde están aprobadas las uniones civiles para los gays. Esta posibilidad, a la que sólo se puede acceder en algunos estados, se reflejó en los resultados del análisis. Así, las parejas del mismo sexo que habían legalizado su situación solían mostrarse más satisfechas de su relación que los matrimonios de homosexuales.
Para realizar estos estudios, los participantes tuvieron que rellenar extensos cuestionarios en los que se indagaba tanto sobre su vida en pareja como sobre sus condicionantes (demográficos, económicos...). Además, se les realizaron pruebas psicológicas de laboratorio para estudiar su comportamiento directamente. Su estado de ánimo se medía, por ejemplo, a través del pulso.
Los investigadores creen que es necesario seguir profundizando en este tipo de trabajos. En este sentido, señalan que, «a pesar de que se ha progresado mucho en el avance de la causa por los derechos de los gays, lesbianas y bisexuales, la legalización de las relaciones sigue sin ser posible para la mayoría de las parejas del mismo sexo».
En la actualidad, sólo Massachusetts contempla el matrimonio homosexual (como en España), mientras que otros estados han creado una figura legal distinta: las uniones civiles. Fuente: El Mundo

Comments: Post a Comment

Links to this post:

Create a Link



<< Home

This page is powered by Blogger. Isn't yours?

free web tracker
referer referrer referers referrers http_referer