Friday, March 21, 2008

 
Afganistán y la cultura homosexual durante siglos

Cuando los soldados británicos y norteamericanos regresaron a sus hogares luego de prestar servicio en Afganistán a principios del 2002, trajeron consigo curiosas historias acerca de campesinos afganos que usaban maquillaje y los perseguían constantemente e incluso abusaban sexualmente de ellos. Según los soldados, esta fue una experiencia muy shockeante para ellos.
“Nos daban más miedo ellos que Al-Qaeda. Un tipo con las uñas de los pies pintadas se paseaba ofreciendo pintarnos las nuestras. Paseaban tomados de la mano, pavoneándose por todo el vecindario”, contó el soldado James Fletcher al periódico The Scotsman luego de su regreso de Afganistán.
“Estábamos en estado de shock. Nos enteramos por medio de los soldados afganos que estaban con nosotros que muchos hombres en ese país comparten la filosofía de la antigua Grecia: 'las mujeres son para procrear, los hombres son para el placer'”, continuó Fletcher, recordando su experiencia.
Luego de la caída del represivo régimen Talibán, en el cual la homosexualidad, la sodomía y todo tipo de relación extramatrimonial entre un hombre y una mujer eran castigados con la muerte, los afganos finalmente se han liberado para poder disfrutar de las relaciones homosexuales que han sido una parte integral de su cultura durante siglos.
En la ciudad de Kandahar, la cual es considerada la capital gay del sur de Asia, existe una antigua costumbre entre la sociedad tribal de los Pashtunes. Un hombre adulto elige a un joven adolescente conocido como "ashna" al cual le entrega dinero y regalos a cambio de favores sexuales. Esta tradición pashtuna se encuentra representada en la poesía de la tribu, con odas escritas acerca de la belleza de los "ashnas". Esta es una tradición que está presente en todos los estratos de esta sociedad, practicada tanto por los ricos como por los pobres por igual. Los padres de los adolescentes que “trabajan” como esclavos sexuales usualmente saben acerca de la relación entre sus hijos y sus "mentores". Y a pesar de que estos padres mantienen el secreto ante los demás, no cuestionan esta costumbre, en especial si el Pashtun es adinerado.
Esta forma de prostitución se ha extendido bastante durante los últimos años a causa de la pobreza entre los adolescentes y a las estrictas reglas que prohíben el contacto entre personas solteras con individuos del sexo opuesto.
En el año 1994, dos oficiales afganos se enfrentaron a causa de un joven en el cual ambos estaban interesados. Incluso, el gobierno tuvo que aprobar una ley que prohibiera a los soldados afganos convivir con sus "ashnas". Luego de la imposición del régimen Talibán, la Corte Suprema de Afganistán dictó a la homosexualidad como ilegal y penó con la muerte a la sodomía. Pero en realidad, nadie perdió su vida por mantener relaciones homosexuales. Sin embargo, han recibido sentencias a prisión o una simple multa, los cuales son castigos livianos por ser este un país islámico.
Los británicos escribieron acerca del amor gay en Kabul al menos hace un siglo y medio atrás, lo cual prueba que la homosexualidad ya era algo usual en ese entonces. Algunas guías de turismo gay aseguran que solían haber tiendas en Kandahar en las cuales se tenían mascotas que eran consideradas símbolos gays, como por ejemplo, codornices. Incluso hay costumbres en las cuales, durante las bodas, el animador se viste con ropas de mujer y baila las danzas tradicionales del lugar. Hay un dicho entre la población local que dice que las aves vuelan sobre la ciudad usando una sola ala ya que la otra la usan para cubrirse el trasero. Por otro lado, el líder talibán Mullah Omar solía devolver favores a los oficiales talibanes ofreciéndoles jóvenes adolescentes.
No existen asociaciones gays organizadas en Afganistán, pero a diferencia de muchos países occidentales, los hombres pueden caminar libremente en público tomados de la mano. Esto llamó mucha la atención de las tropas extranjeras, quienes resultaban fascinantes ante los ojos de los hombres afganos. Armados y listos para entrar en conflicto con Al-Qaeda, el verdadero conflicto al que las tropas extranjeras tenían que enfrentarse era cuando los hombres locales se acercaban para acariciarles el cabello.
“Era un infierno. A cada pueblo que íbamos, se nos acercaba un grupo de hombres usando maquillaje, que acariciaban nuestro cabello y nuestras mejillas y hacían ruidos de besos”, confesó el soldado Paul Richard de 20 años de edad.
Uno podría especular acerca de las raíces de por qué la sodomía y la homosexualidad son tan comunes y naturales en Afganistán, aunque el hecho es que esta clase de tradiciones suelen ser el resultado de varios factores. Algunos aseguran que la razón principal es el hecho de la prohibición del contacto entre hombres y mujeres que no están casados, mientras que no hay problema con que los hombres pasen tiempo juntos.
Muchos jóvenes indigentes no tienen idea de cómo luce el cuerpo de una mujer hasta que contraen matrimonio. Y el matrimonio es un emprendimiento muy costoso en Afganistán, un lujo que muy poca gente en este país se puede permitir.:
Teniendo en cuenta las historias de los soldados extranjeros, muchas cosas están prohibidas en Afganistán. Pero a nadie le sorprendería si dentro de unos años, la ciudad de Kandahar decide realizar su propia marcha del orgullo gay.

Fuente: Frecuencia Gay
Comments: Post a Comment

Links to this post:

Create a Link



<< Home

This page is powered by Blogger. Isn't yours?

free web tracker
referer referrer referers referrers http_referer