Sunday, November 22, 2009

 
Sudáfrica acaba con la 'negación' del sida


Del cóctel a base de ajo, limón, remolacha y aceite -la receta propuesta durante una década por el ex presidente sudafricano Thabo Mbeki y su ministra de salud Manto Tshabalala para combatir el sida- a los fármacos antirretrovirales aceptados por la comunidad científica. De las teorías de la negación, que afirman que el VIH no es el responsable del sida, a las teorías del conocimiento. Y de los hechizos y ritos mágicos para aliviar los síntomas de la enfermedad a los cuidados médicos. Aún no lleva un año en el gobierno pero el nuevo presidente del país, Jacob Zuma, ya ha dado un giro de 180º a la anterior política gubernamental sobre el VIH.
"Todos los sudafricanos deben saber que están en riesgo de contraer el VIH y deben estar informados para reducir su vulnerabilidad. Más importante aún; todos los sudafricanos deberían hacerse la prueba y conocer que existen opciones terapéuticas contra la enfermedad. El conocimiento nos ayudará a enfrentarnos a quienes niegan el sida y al estigma que rodea a los afectados". Así se ha expresado Jacob Zuma en el Parlamento, el mismo escenario en el que Mbeki manifestó en 1999 que "los antirretrovirales podían suponer una amenaza para la salud".
Al menos 5,7 millones de los 50 millones de ciudadanos que hay en Sudáfrica están infectados por el VIH. El país sufre la peor epidemia de sida de todo el continente, con 1.000 muertes cada día, a lo que ha contribuido, según los activistas, la actitud del gobierno.
Investigadores de la Universidad de Harvard (EEUU) estiman que el país podría haber prevenido 365.000 muertes prematuras si hubiera actuado a tiempo, proporcionando los fármacos antirretrovirales y ofreciendo programas de prevención. La esperanza de vida en Sudáfrica no supera los 51 años, mientras que en Algeria o Senegal rondan los 60 y 70 años, respectivamente.
"No estamos ganando la batalla aún, pero estamos dispuestos a plantar cara", ha indicado el presidente, que propone realizar una campaña de prevención y movilización "masiva". Sin embargo, para ponerla en marcha necesitan una importante inversión económica de, al menos, 134 millones de dólares.
Los miembros de Treatment Action Campaign (TAC), el mayor grupo de activistas del sida de Sudáfrica, han aplaudido este cambio de actitud del gobierno. "Zuma ha dado un gran paso al acabar con la negación de la enfermedad. Entramos en una nueva era", afirman.
No obstante, las ideas del nuevo presidente sobre el sida no han sido siempre tan claras y científicas. En 2006, Zuma, que salió absuelto de un juicio por violación, argumentaba que se podía tener sexo sin protección con una mujer seropositiva siempre y cuando te ducharas después. Una más de las falsas creencias que se extienden por el país.

Fuente: El Mundo
Comments: Post a Comment

Links to this post:

Create a Link



<< Home

This page is powered by Blogger. Isn't yours?

free web tracker
referer referrer referers referrers http_referer